Header Ads


Alineamiento con los Ángeles para Wesak, la luna llena de Tauro


El día de la luna llena de Tauro se celebra el Festival de Wesak. Este ejercicio ayuda a alinearse con el portal de luz que se abre en esa fecha.


Durante la semana del Wesak, luna llena de Tauro, posiblemente se experimente una aceleración de energías espirituales, debido a que el portal de luz que se abre llama al alma y al espíritu a prepararse para el Nuevo Año espiritual. Cuando la puerta se abre, el poder de la Luz pura acelera LO QUE LLEVAMOS CON NOSOTROS.  

  Esta alineación ocurre cuando la luz pura procedente de la esfera Búdica toma contacto con la Corriente Espiritual de la Tierra durante la Luna de Wesak. En ese momento es posible recibir una corriente espiritual del campo magnético terrestre, una purificación con la luz de Wesak. 

  La bendición del momento, abre una puerta cada año para que nuestros corazones puedan refrescarse y revitalizarse verdaderamente con la Luz del Santo Espíritu y la Luz de Dios / Diosa del Espíritu Universal. Así, el portal de Wesak sobre la Tierra, lleva luz a través del chakra corona y los cuerpos sutiles de los humanos alineados. Esto, a través de la corriente espiritual del cuerpo de la Madre Tierra, algo que no ocurre en cualquier otra época del año. 

 Desde el punto de vista astrológico y espiritual en Wesak ocurren una serie de triangulaciones estelares, que parten de grandes centros de luz como la estrellas Osa Mayor y las Pléyades, en combinación con la constelación de Tauro, donde se halla la estrella Aldebarán (el ojo del toro). El proceso se muestra en el siguiente gráfico: 
triangulación wesak
La energía fluye desde la Osa Mayor hacia una de las Pléyades, se acumula en el “tercer ojo de Tauro”, la estrella Aldebarán y luego se dirige hacia el Sol. Desde el Sol, hacia Vulcano y Venus, para llegar al Logos planetario, desde donde se irradia hacia a Sanat Kumara y Buddha. Desde estos 3 a través de Buddha llega a Cristo, desde Cristo, se dirige a todos los Ashrams de la Jerarquía, que a su vez pasan a la humanidad. Sirio, las Pléyades y nuestro Sol forman un triángulo cósmico, a través del cual circulan fuerzas potentes. Sumado a esto, en Wesak nuestro Sol establece un puente entre Tauro (Aldebarán) y la Osa Mayor y las constelaciones antedichas, y forma 2 triángulos cósmicos.  


El proceso de prepararse para esta bendición sagrada con Gaia consiste en simplemente en recibir la luz en el momento de la luna llena de Tauro para que esta alineación se haga más profunda. También se deben ofrecer a la luz todas las viejas opciones/contratos y votos que se hayan hecho y que ya no nos sirvan, para renovarlos por aquellos que sirven al Ser Supremo y a nuestra alma. 

 Este es un tiempo para dejar partir, para que al vaciarnos podamos recibir el mayor volumen de luz posible. Lo más importante de todo es saber qué es lo que se desea colocar en la luz y que ello realmente resuene con el centro de nuestro corazón y ser. Simplemente la luz de la Luna de Wesak resonará con esta Alineación.   

  PROCEDIMIENTO DE ALINEACIÓN CON ANGELES 

 Comenzamos conectándonos con nuestra Divina Presencia. Pedimos protección e invocamos a los Ángeles. Los 7 Arcángeles de la Tierra se ofrecen para ayudar a tomar un paso hacia adelante. Por eso invocamos al Arcángel Miguel, Rafael, Gabriel, Uriel, Chamuel, Jofiel y Zadkiel. Inhalamos, nos concentramos en el chakra del pecho y abrimos el corazón para recibir su amor. 

Los llamamos tres veces y ellos se paran a nuestro alrededor para mantener abierto el portal de las esferas de luz, a fin de que pueda llenarse de nuestra verdad, ahora. A medida que los invocamos, se forma un círculo de amor a nuestro alrededor. 

Ellos sostienen los principios del Amor, la Sabiduría, la Divinidad, la fe, servicio, la comunión y la caridad, como regalos, ofreciendo bendiciones.  Simplemente los Ángeles ofrecen estar con nosotros y traer la luz a nuestro ser mientras nos permitimos liberar hacia la luz y dejar partir lo que se ha mantenido durante el último año de vida, para así poder entrar en el nuevo año con un espíritu fresco y energizado. 

  La luna llena de Tauro abre la puerta para el año nuevo espiritual, y para recibir a través de nuestros órganos superiores, una mayor frecuencia de la luz. Wesak es un momento crucial y cuando aprovechamos su influjo, durante el año siguiente la energía espiritual fluye con una revelación superior y una experiencia más profunda de la paz interior. 

  Cada año antes de Wesak, frecuentemente surgen más pruebas y tribulaciones especialmente si uno no ha estado enfocando con la luz del alma en alineación con el corazón y el espíritu. Cuanto más profundo estamos en el camino espiritual, más profundas podrían ser las pruebas y tribulaciones que sentirán dentro uno mismo, si la vida y la energía no está realmente alineada con el corazón. Wesak es el momento de alineamiento más profundo con nuestro camino espiritual y nuestro corazón.

Los Arcángeles quieren ayudar a liberar los aspectos que debemos dejar de lado para comenzar esta preparación para el Gran Alineamiento. El Arcángel Miguel trae el pilar de la sabiduría y lo ofrece como una bendición, pidiendo que vayamos a nuestro interior para recibir esta pregunta: ¿Durante el último año, qué es lo que he estado buscando, o en qué he puesto la energía y tiempo y no me ha proporcionado sabiduría? ¿Qué es lo principal que no he aprendido durante el año pasado, y qué se encuentra sin resolver en mi interior? 

  Sea lo que sea, vamos a ofrecerlo a la luz. Decimos en nuestro interior: Ofrezco a la luz todos los sentimientos y pensamientos sobre ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... .. (insertar lo que sea que no hemos aprendido) y pido que sean liberados de mí, ahora. Ahora, libero todos los vínculos, ataduras o votos que pueda mantener mi ser con ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... .... (insertar la cosa principal que no han aprendido de). Elijo liberarme y busco la sabiduría en mi interior para dejar partir de mí, ahora, cualquier sentimiento por viejo que sea que tenga relación con esto. 

 Decir esto 3 veces con la intención de llevar esto a cabo y la energía comenzará a fluir y a crearlo. 

 El Arcángel Rafael trae la columna del amor y la ofrece ahora, haciendo una pregunta solamente: ¿Cuál es el aspecto principal que no amo lo suficiente en mí mismo/a, qué no he aceptado sobre mí mismo/a, durante este último año que puede haber dado lugar, de alguna forma, a no empoderarse y no avanzar? ¿Qué he estado evitando aceptar en este último año? 

  Sea lo que sea, lo ofrecemos a la luz y decimos: 

  Ofrezco, a la luz, mis sentimientos y pensamientos sobre ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... ... .. (insertar el aspecto principal de sí mismo al cual sabe que no le ha dado suficiente amor a lo largo del año pasado) y pido que sea liberado de mí, ahora. Doy gracias por esto. Ahora, elijo aceptar ... ... ... ... ... ... ... (ponga el aspecto principal al cual no le ha dado suficiente amor durante el último año) como parte divina de mí. Elijo no evitar, recortar o negar esta parte de mí nunca más. Elijo ponerme en pie y amarme a mí mismo/a lo suficiente para aceptar esto en mi vida, tal como es ahora y, confío en que puedo amarme a mí mismo como soy, ahora. Elijo abrir mi corazón a esta parte de mí. Elijo perdonar, amar y aceptar a esta parte de mí, para verdaderamente aceptarme a mí mismo/a. 

 A medida que se forma un círculo de amor alrededor, sostenemos los principios del Amor, la Sabiduría, la Divinidad, la Fe, el Servicio, la Comunión y la Caridad, como regalos. Los Ángeles ofrecen estar con nosotros y traer la luz para poder soltar gentilmente. 

 Reflexionamos sobre la siguiente pregunta, la repetimos 3 veces con la intención de llevar esto a cabo. La  energía comenzará a fluir y a crearlo: ¿Qué es lo que podríamos liberar a la luz y dejar que se vaya de nuestra vida, para poder entrar en el nuevo año con un espíritu renovado y lleno de energía?  Pienso en ello y visualizo cómo se disuelve en la luz... 

  Mientras se aceptan los pilares de amor y sabiduría, se dan las  gracias por toda la ayuda, el amor y la luz y nos abrimos a recibir el pilar de la divinidad, de la fe, del servicio, de la comunión y de la caridad. 

Los Ángeles simplemente piden que se reciban ahora. Si lo hacemos, estas bendiciones recorrerán el cuerpo energético vinculándose con una conexión divina más profunda para comenzar a alinear la dirección de la vida con la energía y la resonancia del corazón y el Yo Superior para este próximo año. Los arcángeles Gabriel, Uriel, Chamuel, Jofiel y Zadkiel colocarán estos pilares en el centro de nuestros chakras para fortalecer la luz de Wesak.  

  Podemos finalizar esta alineación con La Gran Invocación, vinculándonos con muchos otros seres durante las ceremonias que se realizan en todo el mundo en esta fecha.  




Fuentes consultadas: http://haydenunparaisoparaelalma.blogspot.com/  http://hallegadolaluz.blogspot.com/  

No hay comentarios.